Las Vegas, Nevada – Matan Caspi y Tuvia Elbaum, dos emprendedores de origen israelí, concibieron la primera impresora portátil a partir de una necesidad estudiantil: la impresión de tareas fuera del hogar. Bibliotecas, salones de clases y cafeterías son sólo algunos de los sitios donde Caspi y Elbaum –y a nivel global, millones de estudiantes– se encontraron con la necesidad de imprimir un trabajo.

Parece increíble, pero en pleno 2015 no existen opciones reales de impresión portátil. ZUtA Labs, la startup fundada por Caspi y Elbaum, lanzará al mercado la primera impresora portátil, capaz de imprimir sobre papel a través de un teléfono inteligente, y por sus dimensiones –tiene el tamaño de un puño– garantiza absoluta portabilidad.

La comercialización masiva de la impresora portátil de ZUtA parece una realidad. El dispositivo fue seleccionado por el jurado del Consumer Electronics Show (CES) como uno de los gadgets más innovadores del mercado, por lo que no habría de encontrar obstáculos para llegar a los aparadores este año.

Deja un comentario

Login