Hot News

En los últimos dos años la violencia y los hechos delictivos se han presentado en la zona de Juriquilla, un lugar en pleno crecimiento que se ha visto vulnerado por la inseguridad, lo que provoca tensión entre sus habitantes.

La cercanía con Santa Rosa Jáuregui, la falta de rondines policiacos, según los habitantes, y la poca atención que se ha prestado en la zona,han ocasionado que el delito se asiente pese a los esfuerzos de la autoridad.

A mediados de septiembre del 2012, y apenas unos días después de la balacera en Candiles, Corregidora, se implementó un operativo en donde decenas de elementos de las diferentes corporaciones, así como del Ejército Mexicano, atendieron un reporte por una presunta balacera a una vivienda.

En mayo de 2013, la Policía Estatal implementó diferentes operativos de prevención en Santa Rosa Jáuregui y Juriquilla y de forma permanente instaló un módulo móvil, donde se esperaba que los habitantes denunciaran delitos por el incremento de hechos violentos en el lugar.

En abril del año pasado, una fiesta entre jóvenes donde presuntamente habría habido excesos en el consumo de alcohol y sustancias prohibidas, habría desembocado en la muerte de varios patos en el fraccionamiento Cumbres del Lago, donde pese la solicitud de  elementos policiacos, estos no atendieron el reporte en su momento, a decir de diferentes colonos, quienes se mostraron indignados por los hechos.

A finales de agosto de 2014 las instalaciones del Cinvestav en Juriquilla fueron víctimas de un saqueo, donde un presunto grupo armado habría amagado a los vigilantes de seguridad privada para posteriormente sustraer diversos objetos, entre ellos el equipo de cómputo y materiales de trabajo de investigación.

En septiembre del año pasado, en un hecho que no se había presentado en la zona de Juriquilla,  fue localizada una toma clandestina de combustible por policías estatales quienes se coordinaron con el municipio para resguardar y asegurar el robo de hidrocarburos en el lugar.

En el mismo mes de septiembre de 2014, un inusitado operativo que conjuntó al Ejército Mexicano, la Policía Federal, la Policía Estatal, así como a la municipal, se vio activado en las inmediaciones de un hotel en Provincia Juriquilla, por supuestos reportes de gente armada y lujosos autos en la zona.

En octubre de 2014, Juriquilla se cimbró con la instalación de un operativo para catear la vivienda de Héctor Beltrán Leyva, conocido como “El H”, quien habitaba en la zona, en la calle San Isidro, y era conocido como “Don chava” entre los habitantes; uno de los capos más buscados a nivel internacional vivía en Querétaro.

Apenas iniciado este año, el día 7 de enero, y tras la conclusión del operativo navideño, se reportó un presunto levantón en las inmediaciones de Real de Juriquilla y la calle de la Rica, en la parte norte del Fraccionamiento Villas del Mesón, cuando una mujer habría sido la víctima de unos presuntos delincuentes, sin que al momento se dé información al respecto.

El 9 de enero, habitantes reportaron a Códice Informativo un segundo levantón en la misma zona de Santa Fe; en este caso el joven habría sido privado de su libertad por unos sujetos que habrían descendido de una camioneta con armas largas.

A estos hechos se le suman los constantes robos a comercio y casa-habitación reconocidos por autoridades; como es el caso de Guadalupe Estrada, subdelegada de Juriquilla, y el mismo Manuel Santana García, delegado de Santa Rosa Jáuregui, quienes reconocieron la preocupación de los habitantes por el incremento delictivo a inicios de este 2015.

Así, en los últimos meses varios hechos delictivos se han presentado en la zona de Juriquilla, donde pese a los operativos que han sido implementados por la policía, de momento no se han reportado personas detenidas por estos presuntos delitos.

Llama la atención que una de las zonas favoritas del gobernador Calzada y su familia – al menos así se palpa con las constantes visitas de sus vehículos y escoltas que normalmente se ven afuera del club de golf- haya sido invadida de golpe por hechos escandalosos en materia de seguridad.

Deja un comentario