El Consejo Europeo sólo hizo una “recomendación” al gobierno de Enrique Peña Nieto sobre en qué hoteles hospedarse en Bruselas durante la próxima cumbre de la Unión Europea y América Latina y el Caribe, pero de ninguna manera obliga a aceptar el ofrecimiento, pues “cada delegación toma la decisión de dónde alojarse”, afirmó a Apro una fuente del servicio de protocolo de la Unión Europea (UE).

Y señaló que el propio Consejo Europeo asume el pago de tres habitaciones de alguno de los hoteles que “recomienda” y los cuales aparecen en una lista que proporcionó a la delegación mexicana.

Lo anterior rectifica las explicaciones que el vocero de la Presidencia, Eduardo Sánchez, ofreció el domingo 24 al sitio de Aristegui Noticias, luego de revelarse que la comitiva de Peña Nieto reservó 37 habitaciones del lujoso hotel Sofitel Brussels Europe, cuyo costo fue cercano a un millón de pesos (55 mil 740 euros), de acuerdo con los documentos obtenidos a través de la plataforma Méxicoleaks.

“En la organización de cualquier cumbre internacional –aseguró Sánchez–, el país receptor selecciona una serie de hoteles para que los países participantes decidan en cuál de ellos acomodan a los integrantes de su delegación”.

Por lo general, prosiguió, “el país receptor celebra un acuerdo con dichos hoteles para ofrecer un precio preferencial. En el caso de la cumbre Celac-UE, el Consejo de Europa (sic) seleccionó 10 hoteles”.

En los documentos de reservación obtenidos a través de Méxicoleaks se precisa que el Consejo Europeo asumió el costo de únicamente dos habitaciones de categoría Clásica (la más baja) y de una suite Junior por un monto de 3 mil 540 euros por tres noches.

Esos mismos documentos refieren que el Estado mexicano reservó para Peña Nieto y sus colaboradores 10 habitaciones de categoría Clásica para dos personas, a 360 euros por noche cada una; 20 habitaciones Superior individuales, a 340 euros por noche cada una, y cuatro habitaciones Luxury, también individuales, a 380 euros por noche.

También se apartaron varios cuartos de los más lujosos: tres suites Junior, tres suites Prestige –ambas para un solo ocupante– y la suite Presidencial, igualmente conocida como suite Ópera, cuyo costo ascendió a 2 mil 850 euros por noche (alrededor de 49 mil pesos al tipo de cambio del viernes 22).

Una revisión de las tarifas en el sitio de Internet del Sofitel Brussels Europe arrojó que los precios pagados por la Presidencia de México son más elevados que los ofrecidos por el hotel en temporada normal: las suites Prestige costaron 39% más caras y las suites Junior 50%, pero la suite Presidencial que ocupará Peña Nieto se contrató a una tarifa 86% superior al costo estándar de mil 532 euros con el que se podía conseguir, por ejemplo, para la noche del 22 al 23 de mayo (Proceso 2012).

Deja un comentario

Login