Hot News

México, DF.— Los enviados especiales de Televisa Deportes para la cobertura de la Selección Mexicana en la Copa Oro sufrieron un duro revés.

Los miembros del grupo, encabezados por Mauricio Ymay, fueron víctimas de la delincuencia de Estados Unidos. Los dos vehículos donde se transportaban fueron objeto de un cristalazo y les fueron robadas sus pertenencias.

La mayor perdida fue una cámara, objeto fundamental para ejercer su profesión. Este incidente ocurrió mientras los enviados se encontraban comiendo en un restaurante, por lo que no sufrieron ningún daño físico.

Sin quejarse, los reporteros de Televisa echaron mano de toda su experiencia y realizaron su trabajo sin que se notara lo que había ocurrido.

Lo malo de la situación fue que también les sustrajeron sus documentos personales como los pasaportes, por lo que deberán reportarlos al consulado mexicano para poder trasladarse por territorio norteamericano durante el certamen.

Deja un comentario

Login