Incomunicadas, 25 comunidades en BCS por lluvias

Al menos 25 comunidades de la zona serrana y rancherías del estado de Baja California Sur continúan incomunicadas, luego de las intensas lluvias que ocasionó la tormenta tropical Lidia. Se reportaron también este martes inundaciones, daños en viviendas y unas 100 familias damnificadas en municipios de Guerrero y Michoacán debido al desbordamiento del río Balsas.

 

Autoridades de Protección Civil en Baja California Sur reportaron que en el municipio de Los Cabos continúan incomunicadas cuatro comunidades por la destrucción de caminos y deslaves.

 

En suma, las autoridades estimaron que hay 80 familias afectadas — desde la noche del jueves, cuando Lidia azotó el municipio— a las que se ha enviado apoyo a través de brigadas con vehículos especiales.

 

En La Paz, que recibió menos afectaciones, son nueve las comunidades aisladas; cuatro en Mulegé, donde habitan unas 330 personas y en Loreto la dirección de Comunicación Social indicó que son dos localidades las que se encuentran incomunicadas, a las que sólo es posible arribar por mar: Tembabiche con 100 personas y San Juaniquito con 60.

 

Integrantes de los consejos municipales de Protección Civil indicaron que se está atendiendo la rehabilitación de los caminos, debido a que fueron dañados por las corrientes de agua que dejó Lidia.

 

Alerta por río Balsas. El titular de la Secretaría de Protección Civil de Guerrero, Marco César Mayares Salvador, informó que las fuertes lluvias que desbordaron arroyos y el río Balsas dejaron un saldo de 436 casas inundadas en 12 poblaciones de los municipios de Tlapehuala, San Miguel Totolapan, Ajuchitlán del Progreso, Coyuca de Catalán y Pungarabato, de la zona de Tierra Caliente.

 

En conferencia de prensa con Roberto Alvarez Heredia, del Grupo de Coordinación Guerrero, dieron a conocer que elementos del Ejército mexicano desempeñaron un papel importante para que se no registraran pérdidas humanas y ayudaron a 120 personas a trasladarse a refugios temporales.

 

Pidieron a los habitantes de las comunidades asentadas en las márgenes del río Balsas, que extremen precauciones, debido a que la presa El Caracol, ubicada en el municipio de Apaxtla, está liberando 2 mil metros cúbicos de agua por segundo y, aumentó el caudal del río Balsas que atraviesa por los municipios de Tlapehuala, San Miguel Tototlapan, Ajuchitlán del Progreso, Coyuca de Catalán y Altamirano.

About admin

Deja un comentario