Tu mejor opción de cine: Thor, Ragnarok

Risas aseguradas.

Marvel Comics después de una corrida de 17 cintas dedicadas totalmente a mostrarnos lo que pueden hacer con millones de dólares ha llegado a un punto en el que nos enseñado todo lo que pudiéramos imaginar, en esta ocasión  toman la decisión más osada y contratan  al director/comediante Taika Waititi para crear la tercera entrega del Dios del Trueno.

No hay duda, los filmes anteriores son narrativos y visualmente los más débiles del Universo Marvel, pero en esta nueva entrega se siente una frescura nunca vista  y nos presenta a un Thor “humano” , empático y sobre todo; gracioso.

La llegada de Hera (Cate Blanchett), la diosa de la muerte, a Asgarth se marca como el fin de una era y es justo lo que pasa cuando vence y humilla al Dios del Trueno (Chris Hemsworth), es aquí donde nuestra historia verdaderamente comienza. El autodescubrimiento de un Dios nunca fue tan divertido.

Después del éxito de Guardianes de la Galaxia, una franquicia que poco se conocía hasta entre los fans de los cómics y que lograra romper taquillas mundiales,  por supuesto que Marvel tenía que repetir la fórmula ganadora, Thor: Ragnarok es principalmente una comedia pero con todos los elementos necesarios para ser calificado como un Blockbuster.

La cinta en ocasiones pierde un poco el rumbo narrativo y se concentra totalmente en la subtrama  dejando que la premisa muera solo para conseguir unas risas extra, esto hace que se sienta como dos historias totalmente opuestas. La primera y más importante, la destrucción de Asgard y aparición de la nueva Reina Hera; y la segunda, el caminar de Thor para recobrar el reino y destruir a la amenaza.

Nunca se había visto a un Chris Hemsworth tan cómodo interpretando al Dios del Trueno, la naturalidad se da sin esfuerzos, más cuando aparece Mark Ruffalo que interpreta a Hulk. Su relación nos remonta a las películas de pareja de acción como “Tango y cash” o “Duro de matar”, ambos sostienen la entrega con chistes cortos y pláticas sin sentido. Jeff Goldblum interpreta a Grandmaster y se roba cada escena en la que aparece y es por esta razón que la participación de Blanchett como Hera sufre totalmente, su personaje solo tiene diálogos de tres palabras y tiene que mantener la seriedad del proyecto dejándola totalmente fuera del lado emocional. Tom Hiddleston regresa a interpretar a Loki solo que esta vez se convierte en un recurso más que un personaje amenazante como nos hicieron ver en Avengers 1; aquí es un patiño sin peso narrativo.

Visualmente es un brinco a las dos cintas pasadas, dejándonos descubrir colores y texturas nunca vistos en un proyecto del universo Marvel. La fuerte influencia del dibujante leyenda Jack Kirby se siente durante toda la historia, además de una excelente cinematografía por parte de Javier Aguirresarobe ya con 102 trabajos fílmicos, se adapta perfectamente al estilo que buscaba el director.

Thor Ragnarok es una divertida cinta que hará reír a carcajadas a cualquier espectador y que le da nueva vida al universo Marvel, no deja pasar la oportunidad de ver este excelente proyecto.

Deja un comentario

Login