Taylor Swift fortificará su casa para que no entren más acosadores

Taylor Swift ha tomado una decisión radical en pro de su seguridad. Harta de que los acosadores intenten (y algunos los consigan) colarse en su casa, la artista ha decidido hacer obras y fortificar su propiedad para evitar intrusos. Taylor estaría planeando construir unos muros que doblen la altura de los actuales y que así, como mínimo, se lo pongan más difícil a los interesados en visitar su casa sin haber sido invitados.

Hace pocos días hablábamos de la detención de un hombre que había entrado en la casa de Taylor Swift en Beverly Hills manipulando la alarma de la entrada y que incluso había pasado la noche dentro de la vivienda. Por suerte, la artista no estaba en la casa y su integridad física no corrió peligro.

La casa de Taylor Swift es uno de los objetivos favoritos de sus seguidores más fanáticos. En más de una ocasión se ha detectado a gente intentando colarse en el recinto privado, ya no solo merodeando por la zona sino intentando escalar los muros que la protegen del exterior. Visto esto, ¿qué es lo que ha decidido hacer Taylor Swift? Construir muros más altos.

Según informa TMZ, que ha tenido acceso a los documentos que lo corroboran, Taylor Swift ha obtenido permiso para duplicar la altura de los muros rodean su casa y así evitar que alguien se sienta tentado de escalarlos.

La cantante ya tomó esta medida el pasado año después de encontrarse con casos de personas que querían acceder a su casa, pero ha sido a raíz del último caso, donde el intruso logró pasar toda una noche en la vivienda de la artista, que Taylor ha decidido ir más allá.

Con esta obra se pasaría de los actuales 2,1 metros de altura a muros de más de 4 metros. La obra se realizaría, tal y como aparece escrito en los documentos, “con el fin de mejorar la seguridad y privacidad de la propiedad sujeta debido a los múltiples intentos de la gente de intentar entrar en la propiedad debido a bajo perímetro de las paredes”.

Además, Taylor Swift añadiría arbustos y hiedra para evitar que posibles agujeros en las paredes permitiesen ver lo que hay dentro del recinto desde el exterior.

Fuente_LaVanguardía

Deja un comentario