Buen reporte de Apple ayudaría al sector tecnológico a repuntar de nuevo

Los resultados trimestrales de Apple (NASDAQ:AAPL) tras la campana de este martes serán escudriñados en busca de indicios acerca del futuro de las acciones del grupo FAANG. Los decepcionantes informes de resultados han provocado que las que fueran las niñas bonitas del mercado, siempre por las nubes, sean ahora favoritas para posicionarse en corto.

Los inversionistas están reduciendo su exposición a las empresas tecnológicas de megacapitalización ante los temores acerca de que están peligrosamente sobrevaluadas. ¿Revertirá el informe de Apple el pesimismo y ayudará a que el sector de tecnología repunte de nuevo?

Las acciones de Apple han descendido por tercera jornada consecutiva, cruzando por debajo de su línea de tendencia alcista desde mínimos del 25 de junio. Si el precio se sitúa por debajo de los mínimos del 25 de junio registrados en 180.73 dólares, habrá completado una reversión de doble techo.

El MACD proporciona una señal de venta, al cruzar el MA más corto por debajo del MA más largo, demostrando una cierta debilidad de los precios. Por otra parte, el RSI ha indicado que el impulso en torno al nivel de soporte desciende junto con los precios. El indicador también ha caído por debajo de su línea de tendencia alcista desde mínimos de febrero, lo que indica que los precios pueden seguir cayendo por debajo de su línea de tendencia alcista desde el 9 de febrero, actualmente en el nivel de 176 dólares.

Pero mientras que los traders agresivos podrían posicionarse en corto en cuanto a las acciones del gigante de las tecnológicas ante las expectativas de un descenso a corto plazo, deben tener en cuenta que siguen en una tendencia a medio y largo plazo.

Las principales medias móviles contribuyen a los puntos de presión técnicos (indicados con líneas de puntos), donde la oferta podría coincidir con la demanda. El DMA 50 (verde) respaldó el precio de ayer, que cerró al alza, tras alcanzarlo. El DMA 100 (azul) está alineado con el mínimo del 25 de junio, desde el que se fue dibujando la línea de tendencia alcista a corto plazo. Por último, el DMA 200 (rojo) está “sosteniendo la línea” con la línea de tendencia alcista desde febrero.

Estrategias de trading – Preparación de posición larga

Los traders conservadores esperarán hasta tener una imagen más clara de la tendencia, con un pico más alto por encima de 196 dólares o dos picos y valles descendentes, por debajo de la línea de tendencia alcista a largo plazo desde mediados de 2016, actualmente en 160 dólares.

Los traders moderados seguramente esperen un repunte a la baja de doble techo seguido de un descenso por debajo de la línea de tendencia alcista a medio plazo desde febrero.

Los traders agresivos podrían posicionarse en corto ya, fiándose de la confianza, la violación de la línea de tendencia alcista a corto plazo desde el 25 de junio y el MACD y las señales de venta del RSI. Pero deben asegurarse de que el movimiento es compatible con la gestión de los valores en general y asegurarse de contar con una relación riesgo-recompensa de 1:3.

Con información: Forbes

Deja un comentario