Adriana Miguel Gregorio, de 39 años, murió tras ser brutalmente golpeada y asfixiada frente a su hija por su pareja sentimental en la calle Cuitláhuac, de la colonia Tehuacán, en el municipio del mismo nombre.

El hombre que atacó a Adriana, según las primeras versiones, no es su pareja formal, pues el esposo de la víctima se encuentra laborando en los Estados Unidos.

El sujeto se encontraba ingiriendo bebidas alcohólicas, primero le dio un botellazo en la cara, la golpeó a puñetazos y patadas. A pesar de que ella ya se encontraba inconsciente y muy malherida continuó hasta asfixiarla.

Hasta el momento se desconoce si el hombre fue detenido y no se tiene reporte de su paradero.

Fuente:sinembargo

Deja un comentario