El nuevo terror de los padres en forma de juego viral se llama “abecedario del diablo” y aunque no es un  juego nuevo, aun se extiende por los centros escolares asturianos, en España.

En el Instituto de Educación Secundaria Astures de Lugones, donde se han detectado alrededor de 40 casos de lesiones en manos y muñecas entre alumnos de primero, se pueden ver marcas visibles del reto viral en alumnos que se suma a los que ya han llegado a provocar suicidios en todo el mundo, según informó El Comercio. Según explicado el director del centro, Mario Prendes, al diario asturiano, el problema surgió cuando comenzaron a detectar que los jóvenes llegaban con heridas en las manos y las muñecas: “Un caso podía ser fortuito, pero cuando vimos que se empezaba a extender fue cuando decidimos coger a unos niños para que nos dijeran a qué se debían esas marcas y fue cuando nos explicaron qué era ese juego”, ha afirmado. Cuatro de los niños presentaban lesiones “de consideración”. La práctica se agrava con la coacción. “Algunos de los niños eran engañados” para participar en el macabro juego, dijo Prendes. “Les toman la mano y ya no pueden escapar”. El centro asturiano ha decidido, además, que los alumnos que aparezcan con heridas o lesiones en las manos serán expulsados. Dos años del peligroso juego Sin embargo, este reto viral no es nuevo. Hace dos años que la Asociación contra el Acoso Escolar en Asturias ACAE lanzó la voz de alarma en Facebook después de que una madre de Mieres se percatara de que su hijo, de ocho años, tenía heridas en el dorso de las manos. “Estas manos que ven son de un niño de 8 años al que una compañera pidió que se las hiciera para entrar en el ‘club'”, aseguró. Pero ¿en qué consiste el abecedario del diablo, también conocido como abecedario chino? El reto tiene dos participantes: uno de ellos debe recitar el abecedario en voz alta y una palabra que empiece con cada letra, y el otro, mientras tanto, debe rascarle cada una de las letras en la mano o en la muñeca con la uña o ayudándose de unas tijeras o de un cuchillo, y debe aumentar la velocidad y la presión conforme avanza el abecedario. Las heridas detectadas tras la participación en el abecedario del diablo son bastante profundas tienen el peligro añadido de una posible infección. El juego, además, funciona como una especie de ritual de iniciación para entrar a formar parte de un grupo. Normalmente, hay un niño líder que elige a las víctimas. ‘Cutting’: “reto conseguido” Según informa La Voz de Asturias, el abecedario del diablo no es el único juego que se extiende peligrosamente por los centros escolares. Otra práctica llamada cutting consiste en hacer marcas con un cutter en puntos estratégicos de las muñecas o los pies y subir la foto a Instagram con un mensaje de victoria: “Reto conseguido”. ​

Fuente_ Milenio

Por admin

Deja un comentario