En Guerrero se prohibió la venta y encendido de globos de cantoya.

El gobernador Héctor Astudillo argumentó la decisión en que dichos artefactos pueden causar incendios, además de que propician la contaminación atmosférica.

Su prohibición quedó asentada en el Periódico Oficial del Estado, donde también se informó de la cancelación de todas las exhibiciones de fuegos artificiales con motivo de las fiestas decembrinas y Año Nuevo 2021.

La cancelación de espectáculos pirotécnicos tiene el objetivo de evitar aglomeraciones, al ser eventos que atraen a numerosos pobladores y turistas.

De esta forma, Guerrero seguirá el ejemplo de ciudades como Nueva York, Hong Kong, París y Madrid, quienes también buscan evitar nuevos casos de COVID-19.

Los hoteles, restaurantes, clubes de playa, centros nocturnos, salones de eventos, entre otros, podrán ser suspendidos o clausurados hasta por 72 horas si violan la cancelación de fuegos artificiales.

Asimismo, los particulares que violen la disposición podrán ser sancionados con hasta 36 horas de arresto y multas económicas dispuestas en los bandos de policía y gobierno municipales.

Deja un comentario