Andrés Manuel López Obrador, presidente de México, celebró la decisión de separar de sus cargos a los mandos policíacos tanto del estado de Quintana Roo como del municipio de Benito Juárez, tras las agresiones de policías a una manifestación en contra de dos feminicidios la noche del lunes en Cancún.

En la conferencia matutina de este miércoles en Palacio NacionalLópez Obrador pidió que se sigan indagando en los hechos en que la policía en Cancún disolvió a tiros una marcha contra la violencia de género.

Me gustó la decisión del gobernador de Quintana Roo (Carlos Joaquín González) sobre la represión en Cancún, la destitución del jefe de Seguridad Pública y también la destitución del jefe de la Policía de Cancún, que se profundicen en las investigaciones”, enfatizó.

 

“Celebro que haya actuado de esa manera el gobernador de Quintana Roo, que no haya habido tolerancia, encubrimiento, complicidad, que se hayan deslindado responsabilidades y que se investigue””, recalcó.

Ayer, fueron separados de sus cargos el secretario de Seguridad Publica de Quintana Roo, Alberto Capella, y el director de la policía del municipio, Eduardo Santamaría.

López Obrador dejó en claro que no habrá más represión a quienes lucha por algo, aunque también pidió que las manifestaciones sean pacíficas.

“Nunca más la represión, que se garantice el derecho a la manifestación, pero que no haya violencia, se puede protestar con el método de la no violencia”, reiteró

 

 

 

fuente:  López-Dóriga Digital

Deja un comentario