Por: noticiasdequeretaro.


La diputada Karina Careaga Pineda informó que aparte de los problemas por el COVID-19 en los municipios de la zona serrana, donde hacen falta medicamentos y materiales básicos como cubre bocas e Isodine, lo más fuerte que están enfrentando es el dengue, ya que se han presentado más de 286 casos y siguen incrementándose, incluso se está saliendo de control y se confunden con virus SARS-CoV-2.

La coordinadora de la bancada del PRI apuntó que las cifras oficiales de casos de dengue no cuadran, ya que en los recorridos que lleva a cabo observa que siguen incrementándose, pero no ha sido fácil atenderlos porque la situación se ha salido de control.

Mencionó que de acuerdo al sector salud son alrededor de 180 casos de dengue los que se han presentado, sin embargo, se han identificado más en la zona de Concá, Ayutla, El Lindero, Jalpan y Arroyo Seco, donde se han impulsado diversas acciones en conjunto con la comunidad. Sólo en el Lindero hay por lo menos una persona por familia que tiene dengue.

En pláticas con algunos vectores, que son los responsables de dar atención a este tipo de padecimientos, quedó evidenciado que uno de los problemas ha sido la falta de personal. Sin tratar de politizar, una realidad es que anteriormente se asignaba mayor presupuesto para atender como mayor amplitud y personal el dengue, inclusive de manera preventiva.

Hoy, las cuadrillas que se han asignado son insuficientes, de 30 que anteriormente había hoy son sólo siete. Hubo apoyo de otros lados, pero es una situación que se pudo haber prevenido, sin quitar la responsabilidad que también corresponde a los ciudadanos, sobre todo porque los síntomas del dengue son similares al COVID-19 y se confunden.

Es evidente que la ciudadanía no se atiende oportunamente, dejó que creciera el dengue porque pensaba que era COVID-19, y por lo mismo, lo recomendable es que ante cualquier sintomatología se atienda de inmediato. En la sierra no solo hay COVID, sino dengue y se viene la influenza, que también se tiene que atender, ya que la situación de salud es complicada y difícil.

En redes sociales se ha denunciado que en el puerto de Ayutla hay dengue hemorrágico, que es una condición diferente, “tuvimos contacto con el responsable de vectores para indagar más y el único comentario de ellos es que está en proceso la investigación para ver si efectivamente es dengue hemorrágico”.

Mencionó finalmente que la ciudadanía también está preocupada por la economía, incluso, ha señalado que si no se muere de COVID se muere de hambre porque algunos sectores de la sociedad se quedaron parados.

Deja un comentario