El gobierno de El Salvador condenó el asesinato de Victoria Esperanza Salazar Arriaza, la ciudadana de ese país que fue asfixiada hasta la muerte con la rodilla de un policía en Tulum, Quinta Roo, y recalcó que el hecho ya se está investigando, según un comunicado de la Cancillería compartido durante esta jornada.

El sábado ocurrió el violento contra la mujer migrante de 36 años, quien fue sometida por los funcionarios policiales tras supuestamente alterar el orden público en un presunto estado de ebriedad.

«El gobierno de El Salvador condena las acciones que provocaron la muerte de la compatriota», indica la nota en la que también se informó de que el Ejecutivo «se mantiene en comunicación con las autoridades mexicanas con miras a que se siga con celeridad las investigaciones pertinentes y se determine las responsabilidades para aplicar todo el peso de la ley».

Indicó que el Ministerio de Exteriores brindará «todo el apoyo y acompañamiento que requieran los familiares de Salazar Arriaza», quien era originaria del occidental departamento de Sonsonate.

La Cancillería añadió que se está monitoreando y se da seguimiento a la situación a través de su representación consular en Acayucan y la embajada en ese país.

¿Qué dijo el presidente de El Salvador tras la muerte de la mujer en Tulum?

El presidente Nayib Bukele también reaccionó ante el hecho y pidió justicia. A través de redes sociales el mandatario también destacó que «veo a miles de mexicanos indignados, exigiendo justicia para nuestra compatriota».

«Nosotros nos encargaremos de la manutención y estudios de las dos hijas de Victoria y de todo lo que necesiten (…) solo pedimos justicia. Que a los que hicieron esto les caiga todo el peso de la ley», publicó en su Twitter.

La muerte de Victoria, que la Fiscalía General del Estado (FGE) de Quintana Roo investiga como homicidio agravado, causó indignación tras difundirse ayer el vídeo, grabado el sábado, en el que uno de los cuatro policías de Tulum que pueden verse coloca su rodilla en el cuello de la víctima, que solo alcanza a gemir.

Después de revelarse su identidad, el escándalo despertó reclamaciones de asociaciones de migrantes y políticos de El Salvador.

«La policía de Tulum en México, en un visible uso excesivo de la fuerza (4 contra 1), ha dejado sin vida a la salvadoreña Victoria Salazar. Pidamos que las autoridades de nuestro país exijan #JusticiaParaVictoria», denunció Claudia Ortiz, diputada electa por San Salvador.

Aunque la FGE de Quintana Roo indaga a tres policías hombres y a una mujer, y el alcalde de Tulum, Víctor Mas Tah, anunció que los separó del cargo, no han aclarado si están detenidos ni por qué sometieron a la víctima.

Activistas han comparado lo sucedido con el asesinato del afroestadounidense George Floyd, quien murió asfixiado por la policía de Minneapolis, Minnesota, en mayo de 2020, lo que desató las históricas protestas por la justicia racial en Estados Unidos.

El caso toca dos crisis actuales de México, la de la violencia machista reflejada en el asesinato de más de 10 mujeres al día, según ONU Mujeres, y la migratoria, como muestra la detención de 34 mil 993 migrantes irregulares hasta el 25 de marzo, con un aumento anual de 28 por ciento.

«>

 

Por Redaccion

Deja un comentario