Facebook y Google acordaron “cooperar y asistirse mutuamente” en caso de ser investigadas por su pacto sobre publicidad digital, según aseguran las autoridades estadounidenses en una demanda a la que tuvo acceso The Wall Street Journal (WSJ).

El texto es una versión íntegra de la denuncia presentada la pasada semana por un grupo de estados contra Google, que incluía numerosos pasajes confidenciales con detalles sobre las acusaciones.

La demanda alega que los dos gigantes de internet cerraron en septiembre de 2018 un acuerdo por el que Facebook se comprometía a no competir con las herramientas de publicidad de Google a cambio de un trato favorable para usarlas.

Según la parte del texto a la que tuvo acceso el WSJ, las dos empresas sabían que su pacto podría desencadenar una investigación antimonopolio y discutieron cómo afrontarla.

Así, Facebook y Google acordaron “cooperar y asistirse mutuamente para responder a cualquier acción antimonopolio” e “informar a la otra parte” de cualquier comunicación del gobierno sobre su acuerdo, señala el WSJ este martes.

Un portavoz de Google aseguró al diario que este tipo de acuerdos sobre posibles investigaciones antimonopolio son muy comunes e insistió en que la demanda de los estados no refleja la realidad, pues el acuerdo con Facebook no era ningún secreto y no contenía nada que no estuviese disponible para otros clientes.

La versión pública de la demanda no incluía ningún detalle sobre el monto del acuerdo entre las dos empresas, pero según el texto visto por el WSJ, a partir del cuarto año del pacto Facebook debe pagar un mínimo de 500 millones de dólares en subastas de publicidad de Google.

Un documento interno de Facebook citado en la demanda describe el acuerdo como “relativamente barato” en comparación con la competencia directa.

Los dos gigantes de internet están en el punto de mira de las autoridades estadounidenses, que en las últimas semanas han presentado varias demandas contra ellos por presuntas prácticas contrarias a la competencia.

Otras grandes tecnológicas como Apple y Amazon también se enfrentan a investigaciones antimonopolio en Estados Unidos.

Deja un comentario