Un hombre fue acusado de chantajear al menos a 112 niñas de varios países a quienes obligaba y chantajeaba para que participaran en actos sexuales en línea, si no cumplían mandaba capturas editadas de pláticas sexuales a sus familias.

Según recoge The Sydney Morning Herald, un hombre de la ciudad de Perth, en Australia fue acusado de hacerse pasar por una celebridad de Internet y redes sociales con el fin de obligar a sus víctimas menores de edad a participar en actos sexuales.

El hombre de 25 años se hacía amigo de las menores de edad diciendo que tenía 15 años y, al obtener su confianza comenzaba a preguntarles cosas “sexualmente explícitas”. Luego, a modo de chantaje enviaba capturas de pantalla editadas para que pareciera que a ella le gustaban sus fantasías sexuales.

Esto para amenazarlas, chantajearlas y exigir que cumpliaran sus demandas de tipo sexual ya que, de no hacerlo enviaría esas conversaciones a sus familias y amigos.

Ante esto, la víctima se veía obligada a desnudarse frente a la cámara y participar en actos sexuales mientras el acusado y otros las veían en línea.

Tras la denuncia, la policía logró hallar su domicilio en donde se encontraron varios dispositivos electrónicos, celulares, discos duros y memorias USB con más de 2 mil imágenes explícitas de menores de edad.

Deja un comentario