El 68.2 por ciento de madres y padres de familia o tutores de Guanajuato no quieren que estudiantes regresen a clases presenciales en febrero de 2021; el 31.8 por ciento dijo que sí, pero solo alternando con la forma en línea.

La Unión Nacional de Padres de Familia (UNPF) realizó una encuesta en la que preguntaron a adultos si desean que sus hijas e hijos regresen a la escuela en Guanajuato. La mayoría contestó que creen que el momento más indicado es cuando ya se haya aplicado la vacuna contra Covid-19.

Una minoría dijo que el regreso a clases presenciales debe ser cuando el Semáforo Alerta Covid-19 pase a color amarillo.

El sondeo, realizado en Facebook a alrededor de 2 mil personas, se hizo después de que autoridades de Guanajuato dijeron que están analizando la posibilidad de que estudiantes regresen a la escuela en febrero del 2021.

La presidenta estatal de la UNPF, Teresa Castellanos Vázquez, dijo que el anuncio generó opiniones divididas y no quisieron dar una postura oficial ya que cada niña y niño viven en situaciones distintas.

Autoridades de Guanajuato analizan regreso a clases en febrero de 2021

El 30 de noviembre el gobernador Diego Sinhue Rodríguez dijo que están analizando un posible regreso a clases presenciales para todos los niveles y escuelas públicas y particulares, si es la voluntad de madres y padres de familia, la Secretaría de Salud y Educación estatal, y sindicatos de profesores.

“Estamos también ya viendo un posible regreso voluntario a partir del próximo año, voluntario tanto como para profesores que tienen algunos de los riesgos, con el tema de diabetes, obesidad, hipertensión; también para alumnos porque hay papás que no quieren llevar a los alumnos”.
Diego Sinhue Rodríguez

Esto, explicó el político, porque hay estudiantes que no han podido tomar sus clases en línea, están sufriendo afectaciones en su desarrollo académico y social.

En caso de llegar a un acuerdo, aseguró que el retorno físico no será obligatorio.

Deja un comentario