En una pequeña localidad de la república rusa de Daguestán, la cámara de seguridad de una gasolinera captó el momento en que un derrumbe de rocas estuvo a punto de terminar en tragedia.

El incidente ocurrió  en la aldea de Agvali, y en las imágenes se ve a un hombre en la caja de carga de un camión cuando comienza el desprendimiento.

darse cuenta del derrumbe, el sujeto intentó bajarse del vehículo, pero fue sorprendido por dos enormes rocas. Una de ellas impactó contra la caja, rebotó y le pasó a pocos centímetros por encima. Asombrosamente, salió ileso, publica RT.

 

 

fuente: El imparcial 

Deja un comentario