El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) dijo que no puso ninguna denuncia en contra de la médica Azucena Calvillo, quien fue detenida el martes 8 de diciembre por el intento de homicidio del juez Héctor Silva Delfín, quien se encontraba intubado por Covid-19 en un hospital de Durango.

El enfermero Julio Gutiérrez Méndez, representante del IMSS en Durango, señaló que acudió el martes 8 de diciembre a la conferencia de prensa de la Fiscalía del Estado de Durango del caso de la médica Azucena Calvillo. Sin embargo, aclaró que el IMSS nunca puso una denuncia en contra de la médica.

“Es importante aclarar que ni el IMSS ni yo en lo personal presentamos denuncia alguna en contra de la doctora Azucena Calvillo, ni de otra persona trabajadora del IMSS o de otra dependencia”Julio Gutiérrez

Asimismo, el representante del IMSS destacó que la institución va a colaborar con la investigación para el esclarecimiento del caso de la médica Calvillo y van a respetar el debido proceso y la presunción de inocencia. “Lo digo claro: la doctora Calvillo es inocente hasta que se demuestre lo contrario”, aseguró.

Además, destacó que las manifestaciones realizadas por colegas para exigir justicia para la médica Azucena Calvillo no han puesto en riesgo la operación del IMSS en Durango.

 

 

Caso de la médica del IMSS

El lunes 7 de diciembre, la médica Azucena Calvillo encargada del área de Covid-19 del hospital 1 del IMSS de Durango acudió a trabajar, pero no regresó a casa y fue reportada como desaparecida.

Sin embargo, en la mañana del martes, la Fiscalía Estatal le notificó al esposo de la médica Azucena Calvillo que ella se encontraba con vida, pero estaba detenida. De esa forma, la mujer permaneció casi un día incomunicada.

La Fiscalía Estatal acusa a la doctora Azucena Calvillo de haber ingresado a la Clínica 1 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), el domingo a las 04:00 horas y haber intentado apagar los aparatos que mantenían con vida al juez Héctor Silva Delfín, quien se encontraba intubado a causa del Covid-19.

Medios locales reportaron que la madrugada del 9 de diciembre, la médica Azucena Calvillo fue puesta en libertad. No obstante, los familiares y colegas de la médica acusan que se trata de una injusticia. Incluso han solicitado ayuda económica para cubrir los gastos de su defensa legal.

 

 

fuente: SDP noticias 

Deja un comentario