Un niño de tres años de nombre Tony fue abandonado en un cementerio de Ohio, en Estados Unidos, sólo dos días antes de Navidad y junto a su perro. La policía logró dar con el paradero del menor de edad tras recibir una llamada anónima de alguien que aseguró haber sido testigo del momento en que tanto Tony como su mascota corrían detrás de un carro azul.

A través de Facebook, el departamento de policía de Hinckley compartió una foto del niño para solicitar a la población datos sobre su identidad, y así poder capturar a los responsables de tan cruel acto. El caso conmovió a miles de personas, quienes reunieron cientos de regalos de Navidad para el pequeño.

Asegura que el niño estaba bajo el cuidado de su madre

De acuerdo con Fox News, por el momento Tony se encuentra con una familia de acogida en el condado de Medina mientras continúan las investigaciones. No obstante, las autoridades ya han ubicado a su padre y este se encuentra cooperando con la policía y los servicios de protección de menores de estado de Ohio.

A decir de sus declaraciones, un familiar vio la foto de su hijo en las noticias y le dio aviso sobre lo que sucedía, así que se contactó con los agentes para ayudar con la búsqueda. Asimismo, aseguró que el niño estaba bajo cuidado de su madre en el momento en el que fue abandonado por un auto que escapó a toda velocidad.

.

“Todos ustedes han renovado mi fe y aprecio por la maravillosa comunidad en la que vivimos y la que nos rodea”, escribió David Center, jefe de la Policía de la ciudad tras recibir los regalos que le fueron entregados a Tony en Navidad. Y agregó: “Todos ustedes son realmente los mejores. Que Dios los bendiga a todos”.

Del mismo modo, agradeció a todos por su amabilidad, pensamientos, oraciones y amor abrumador hacia Tony, quien pese a la situación no dejó de sonreír para la foto que compartió la policía con al esperanza de encontrar su origen.

 

 

 

Fuente: SDP noticias 

 

Deja un comentario