• Sáb. Abr 20th, 2024

Ely, conocida como “La elefanta más triste del mundo”, ya tiene compañía: Gipsy es ahora su nueva amiga.

Poradmin

Feb 13, 2024
CIUDAD DE MÉXICO, 11FEBRERO2024.- La Secretaría del Medio Ambiente (Sedema) de la Ciudad de México informa que, a más de siete meses de la llegada de la elefanta africana ‘Gipsy’ al Centro de Conservación de la Vida Silvestre de San Juan de Aragón para hacer compañía a la elefanta africana ‘Ely’, las acciones implementadas para promover el acoplamiento gradual entre ambos ejemplares han sido exitosas y este año las y los capitalinos podrán visitarlas. Durante este lapso de tiempo en el que

La Secretaría del Medio Ambiente de la CDMX anunció que el proceso de integración entre las dos elefantas africanas fue exitoso.

El informe de la Sedema originó todo tipo de opiniones en redes sociales.

La Secretaría del Medio Ambiente de la Ciudad de México (Sedema) ha anunciado, mediante un comunicado oficial, el exitoso resultado del proceso de acoplamiento entre Ely, conocida como “La elefanta más triste del mundo”, y Gipsy, su nueva compañera. Tras siete meses de esfuerzos, estas dos elefantas africanas ahora comparten un vínculo cercano y pronto estarán listas para recibir visitantes en el zoológico de Aragón.

El inicio de este proceso de integración se remonta al 26 de junio de 2023, cuando Gipsy llegó al Centro de Conservación de la Vida Silvestre en el zoológico de San Juan de Aragón. La Sedema destacó la colaboración de un equipo multidisciplinario en este proceso, incluyendo expertos en comportamiento animal de la Universidad Nacional Autónoma Metropolitana (UAM), así como especialistas en fauna silvestre y elefantes de la Asociación de Zoológicos, Criaderos y Acuarios de México (AZCARM), asegurando así el bienestar y la adecuada integración de ambas elefantas.

Es importante destacar que, a pesar del exitoso acoplamiento entre Ely y Gipsy, la zona donde residen se mantendrá cerrada al público por un periodo aún no definido. Esta decisión, basada en las recomendaciones de los expertos, busca garantizar que las elefantas no experimenten disturbios o estrés durante su fase de adaptación.

Adicionalmente, en el comunicado se resalta la positiva dinámica entre Ely y Gipsy desde que se completó el proceso de acoplamiento. Este desarrollo ha generado entusiasmo, ya que indica que Ely podría finalmente dejar atrás la etiqueta de “la elefanta más triste del mundo”, gracias a la compañía y el vínculo establecido con Gipsy.

La Secretaría del Medio Ambiente de la Ciudad de México (Sedema) ha revelado en su comunicado que las elefantas africanas, Ely y Gipsy, han establecido una relación sólida, compartiendo y disfrutando juntas las actividades de enriquecimiento ambiental diseñadas por el equipo de Bienestar Animal de San Juan de Aragón. Estas actividades están orientadas a promover el forrajeo y otros comportamientos naturales esenciales para la especie, lo cual es un indicativo de su bienestar y adaptación al entorno.

La Sedema también destacó el excelente estado de salud en el que se encuentra Ely, basado en una evaluación exhaustiva realizada por la doctora María de Lourdes Alonso Spilsbury, experta en bienestar animal y etología de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM). Tras analizar aspectos como la dieta, la salud general, el comportamiento y el alojamiento de Ely, los resultados confirmaron que la elefanta se encuentra en condiciones óptimas, superando incluso distintas escalas de bienestar animal reconocidas a nivel internacional.

Además, se destacó que el espacio que Ely y Gipsy comparten actualmente tiene una extensión de 6,900 metros cuadrados, lo cual supera casi siete veces los estándares internacionales establecidos para el alojamiento de dos elefantas. Este amplio espacio contribuye significativamente a su bienestar, permitiéndoles explorar y desarrollar comportamientos naturales en un entorno seguro y enriquecedor.

El reciente comunicado de la Secretaría del Medio Ambiente de la Ciudad de México (Sedema) sobre la situación de las elefantas Ely y Gipsy ha generado reacciones mixtas en redes sociales. Por un lado, un grupo de usuarios expresó su alegría y optimismo al saber que las elefantas tendrán compañía, lo cual favorecerá un entorno social más saludable para ambas. Estos internautas celebran la posibilidad de que Ely y Gipsy puedan disfrutar de una convivencia que fomente su bienestar emocional y comportamientos naturales.

Por otro lado, existe preocupación entre otros usuarios, quienes temen que la situación pueda derivar en no solo tener a una, sino a “dos elefantas tristes” en el zoológico. Este sector de la audiencia continúa abogando por el traslado de Ely y Gipsy a un santuario especializado, donde puedan vivir en condiciones más cercanas a su hábitat natural y con mayores espacios para explorar.

Esta división de opiniones refleja el debate en curso sobre el cuidado y alojamiento adecuado de animales salvajes en cautiverio, subrayando la importancia de considerar tanto el bienestar físico como emocional de estas magníficas criaturas. La discusión también destaca el creciente interés y la conciencia sobre la necesidad de proporcionar a los animales un entorno que respete sus necesidades innatas y fomente su desarrollo pleno.

Por admin

Deja un comentario